viernes, 26 de junio de 2015

Cuídame la cerveza

Hace unos días estaba con un amiga tomando una cerveza en un bar. Estábamos hablando tranquilamente en una mesa y llegó un chaval de unos 34 años, a mi amiga la intentó quitar su cerveza, ella la cogió rápidamente, el chaval sonrió y se nos presentó, nos dimos los besos de cortesía y al cabo de unos minutos, al ver que no le dábamos conversación se fue.



Al rato se unió a él otro amigo suyo, hasta ahí todo normal menos el momento en el que se volvió a acercar a nosotras y nos dijo: "Si nos cuidáis las bebidas os lo agradecería, pero estar pendientes por favor que vamos a salir". Asentimos con la cabeza y llegamos a la conclusión de que eran muy raros y algo turbios...

El chaval como agradecimiento nos quería invitar a otra caña cuando nos acabáramos las nuestras. Dijimos que no.

El chico querría ser amable, pero se tomó muchas confianzas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario