miércoles, 9 de septiembre de 2015

Los partidos y el aplauso final

En los partidos todos pasamos muchísimos nervios, ya sea del equipo o del deporte que sea, todos estamos estamos hechos flanes, también depende de los partidos, aquí, como en el fútbol, los Madrid - Barcelona son de los partidos más importantes. 

En los partidos, ya sea el deporte que sea, los silbidos a los árbitros no fallan, tango por un equipo como por el otro.

En los partidos de baloncesto se esta siempre animando y aplaudiendo.
Se aplaude en los mates, los rebotes, las canastas, los triples y cuando se cambia a un jugador por lo otro, con tanto aplauso no da tiempo a comer pipas (esto último va por ti CDB).

Al igual que se aplaude, también se hecha algún que otra bronca a algún jugador por no haber defendido bien o porque haya perdido un balón o haber realizado un mal pase.

Después de los partidos, la mayoría de los aficionados nos quedamos a aplaudir hasta que los jugadores se van a los vestuarios, ya que los jugadores de Real Madrid, una vez acabado el partido se reúnen en el centro de la pista y juntan sus manos

Todos los jugadores cuando se van, saludan y aplauden a la afición. Es un gesto que se agradece. (En este párrafo me estoy acordando de Felipe Reyes, el capitan del equipo blanco es de los más agradecidos.)

También me acuerdo de Sergio LLull en el último partido en el Palacio de los Deportes, de la temporada 2014/2015, al terminar el partido contra el Barcelona Basket le hicieron una entrevista por ser el mejor del partido, toda la afición se quedó para que, cuando terminase la entrevista gritarle que se quedara en el equipo y no se fuera a la NBA. (Debió de surtir efecto, porque le tendremos hasta 2021).

No hay comentarios:

Publicar un comentario